Posts Tagged ‘Arquitectura’

10 Ways to Reduce Construction Risk with Collaboration — TASKABM

12 de julio de 2016

Originally posted on LEAN Construction Project Delivery Methods – Job Order Contracting, IPD, 5D BIM: 10 Ways to Reduce Construction Risk with Collaboration Change orders, lack of timely and accurate information, poor leadership, and a dysfunctional team are the reasons the majority of construction projects end up being over budget, late, and dissatisfaction among all…

a través de 10 Ways to Reduce Construction Risk with Collaboration — TASKABM

El Rey llama a los arquitectos a ser “verdaderos agentes de cambio social” contra el cambio climático — Arquitectura 3.0 NPS

30 de junio de 2016

Felipe VI ha inaugurado este miércoles en Pamplona junto a Doña Letizia el IV Congreso Internacional de Arquitectura El Rey Felipe VI ha apostado por “lograr que las actitudes y la sensibilidad” de los profesionales de la arquitectura, ante los desafíos planteados por el cambio climático, sean “verdaderos agentes de cambio social para provocar una […]

a través de El Rey llama a los arquitectos a ser “verdaderos agentes de cambio social” contra el cambio climático — Arquitectura 3.0 NPS

El Ciclo de Vida del Proyecto en BIM

18 de diciembre de 2015

Artículo Publicado en el Boletín nº 9, Diciembre 2015, de la Asociación Española de Construction Management (AECMA)

INTRODUCCIÓN:

Building Information Modeling (BIM) está cambiando la forma de trabajar en la industria de la construcción en todo el mundo, y a medida que su implantación crece, simultáneamente crecen las mejoras producidas en términos de exactitud,  eficacia, trabajo colaborativo, detección de interferencias, mejor entendimiento de los edificios y muchos otros aspectos.

BIM constituye toda una nueva metodología de trabajo y su comprensión y asunción es una necesidad para todas las organizaciones en el campo de la construcción, independientemente del  papel que jueguen: Diseño, proyecto, construcción, suministro de materiales, agencia inmobiliaria etc.

Pero la aplicación de esta metodología no es solamente una cuestión referida a como modelar un edificio con este o aquel programa;  por encima de todo es una cuestión de Project Management (PM) aplicado a BIM.

EL CICLO DE VIDA DEL PROYECTO

Cuando desarrollamos un proyecto tenemos que observar de forma completa el ciclo de vida del mismo y cómo las operaciones afectarán a todo su  ámbito.

Esto es especialmente importante en lo que se refiere a las metodologías BIM ya que uno de sus valores más destacados es que BIM acompañará al edificio una vez construido y ofrecerá sus mejores logros en la fase de operación del mismo, cuando sea necesario aplicar Facility Management (FM)

Según la GUIA del PMBOK 5ª EDICION, un ciclo de vida del proyecto está constituido por:

 “Las series de fases por las que pasa un proyecto desde su iniciación hasta su cierre. Estas fases son generalmente secuenciales, y su nombre así como el número de ellas vienen determinados por las necesidades de gestión y control de la organización u organizaciones envueltas en el proyecto, la propia naturaleza del proyecto, y su área de aplicación.”

Por tanto podemos considerar la fase de operaciones como una más añadida al proyecto en forma de FM cuando la de construcción termina.

Esto es especialmente interesante para empresas patrimonialistas que van a alquilar u operar el edificio una vez terminada su construcción; BIM va a ayudar mucho en esta fase a mejorar los resultados operacionales y es posiblemente donde ofrezca sus mejores frutos para la empresa.

En consecuencia las fases normales de un ciclo de vida del proyecto son:

– Comienzo del proyecto.

– Organización y preparación.

– Llevar adelante el trabajo de proyecto.

– Cierre del proyecto.

– Mantenimiento post implementación.

El Ciclo de Vida del Proyecto

LA TRASLACIÓN AL BIM MANAGEMENT

Los conceptos que tenemos que aplicar al BIM son los mismos que habitualmente aplicamos en PM:

 – Procesos Directivos de PM para desarrollar un proyecto con BIM.

– Un Project Manager que conduzca toda la aplicación de los procesos de PM: El BIM Manager (BM).

– Una Project Management Office Directiva (PMO), con un buen equipo, que ayudará o monitorizará al BM en su trabajo: La BIM Management Office (BMO).

– Contemplar siempre los Factores Ambientales de la Empresa antes de aplicar la metodología para hacer un trabajo a medida, que satisfaga las expectativas del cliente

– Buenos Procesos de Planificación comenzando con el desarrollo de un Project Management Plan: El BIM Execution Plan (BEP).

– Buenos Procesos de Monitorización y Control desarrollados por el BM y la BMO.

– Buenos Procesos de Ejecución basados en las diferentes herramientas que existen en el mercado, buscando aquella que pueda encajar mejor en el entorno del cliente.

– Acompañamiento del  edificio a lo largo de todo su Ciclo de Vida con BIM, incluido el FM para la fase operativa.

Miguel Ángel Álvarez

  AECMA Boletin 09_Página_08

 

 

 

 

Estudio de mercado. El mercado de la arquitectura en Francia 2014

29 de abril de 2015

Interesante estudio del ICEX

Estudio de mercado. El mercado de la arquitectura en Francia 2014.

Noticias de TASK Architectural & BIM Management

21 de abril de 2015

TASK ABM NEWS

Hoy en Madrid:

TASK Architectural & BIM Management alcanza una Alianza Estratégica con MANAGE ARCHITECTURE  para la implementación y formación en procesos de management destinados a la edificación.

MANAGE ARCHITECTURE es un importante proyecto liderado por KIRAN GANDHI, arquitecto, promotor y urbanista, muy conocido en el campo del Architectural Management a través de sus extensas investigaciones y valiosas contribuciones a la disciplina que lleva desarrollando durante muchos años en todo el mundo.

Esta Alianza Estratégica se añade  a la que desde principios de año TASK Architectural & BIM Management mantiene con la empresa BUCERO PM CONSULTING, liderada por ALFONSO BUCERO, MSc, PMP, PMI-RMP, PfMP, PMI Fellow, un gran experto en Project Management, con importantes aportaciones profesionales en la materia y numerosos trabajos muy reconocidos también en todo el mundo.

La Alianza de estas empresas unirá los procesos del Architectural Management y del Building Information Modelling (BIM), sobre la base de los procesos del PMBoK del PROJECT MANAGEMENT INSTITUTE contribuyendo a la mejora de éste Área de Conocimiento en beneficio de la edificación.

Miguel Ángel Álvarez

Logo Rosa

El Sector de la Arquitectura en China (Fuente: ICEX)

12 de diciembre de 2014

Adjunto enlace a un interesante Estudio de Mercado sobre el Sector de la Arquitectura en China que acaba de ser publicado por el ICEX.

Ha sido elaborado por Luis Moreno Torres-Pardo bajo la supervisión de la Oficina Económica y Comercial de la Embajada de España en Shanghai.

Me parece muy interesante para todos los compañeros españoles que vivan en aquel país o estén planteándose ir a trabajar allí, y en cualquier caso divulgativo para conocer otras realidades profesionales de la arquitectura.

Miguel Ángel Álvarez

El Sector de la Arquitectura en China (ICEX)

Enlace:

El Sector de la Arquitectura en China (ICEX)

La Gran Vía: El Madrid Moderno

8 de diciembre de 2014

El pasado 18 de Noviembre la Alcaldesa de Madrid Dña. Ana Botella presentó en el Ayuntamiento el libro del hermanamiento entre la Avenida de Mayo de Buenos Aires y la Gran Vía de Madrid. Este libro es una iniciativa de las Asociaciones de Amigos de ambas Avenidas. Por invitación de la de Amigos de la Avenida de Mayo, a la que tantos lazos familiares y afectivos me unen, redacté dos Capítulos que se han incluido en el mismo. Publico hoy el relativo a la Gran Vía.

Portada Libro Gran Vía y Avda de Mayo

El Siglo XIX fue una centuria perdida para España en términos de progreso y modernidad, las malhadadas circunstancias vividas por nuestro país durante ese tiempo nos abocaron a entrar en el Siglo XX con un importante retraso en muchos aspectos.

Madrid como capital del Reino era en 1900 un fiel reflejo de esta situación, si bien durante el reinado de Isabel II, el de Alfonso XII y la regencia de María Cristina de Habsburgo ya se habían comenzado a realizar labores de embellecimiento urbano con nuevos edificios, que mejoraban la imagen de la ciudad, se había ensanchado la misma y se habían erigido nuevos barrios, aún no se habían acometido obras de grandes avenidas que reflejasen esa voluntad decidida de progreso y modernidad que Madrid y España necesitaban.

Aunque la urbe contaba en la época ya con quinientos mil habitantes, un apiñado caserío seguía ocupando su centro, con una imagen castiza en la que por estrechas callejuelas se entremezclaban corralas con iglesias, pensiones, conventos y palacetes de la aristocracia, en un totum revolutum muy del gusto español, que permanecía desde tiempos de los Austrias.

La definitiva pérdida de los restos del Imperio Español en Cuba y Filipinas en 1898, sumió a los ciudadanos en una profunda depresión colectiva, de la que se esperaba salir con el advenimiento del nuevo Rey Alfonso XIII, él era la persona destinada a liderar la modernización de España y su homologación con el resto del mundo desarrollado, o al menos eso era lo que de él esperaba el pueblo español.

Con anterioridad, tras la aprobación del Plan de Ensanche de Madrid del arquitecto Carlos María Castro, que permitiría a la ciudad crecer con nuevos barrios, es en 1886 cuando el arquitecto Carlos Velasco al realizar la unión de la Calle de Preciados con la Plaza de Callao, redacta los primeros proyectos para una Gran Vía que uniera la Calle de Alcalá con la Plaza de España.

Inicialmente y dada la envergadura de la obra así como las ingentes expropiaciones y modificaciones que representaba para Madrid, la oposición del pueblo fue total y como suele ocurrir en España al final cristalizó en una zarzuela que con el nombre de: “La Gran Vía”, fue compuesta por Federico Chueca, sobre libreto de Felipe Pérez y González, estrenándose ese mismo año, con gran éxito. Así las cosas, el proyecto fue languideciendo entre chanzas populares y mucho más con el fallecimiento del arquitecto en 1888, por lo que momentáneamente se paralizó.

No obstante para las mentes más lúcidas de la ciudad y en particular para su Alcalde el Conde de Peñalver el asunto no estaba archivado, ni mucho menos. Pensando en esa modernidad necesaria para Madrid, el proyecto definitivo de la Gran Vía redactado por los arquitectos municipales José López Salaberry y Francisco Andrés Octavio Palacios se presenta en 1899.

Con tal motivo, la viuda de Velasco interpone una demanda judicial por plagio del proyecto de su esposo, que es desestimada, aprobándose definitivamente el plan para realizar la Gran Vía en 1901.

Comienza entonces el largo y lento proceso de expropiaciones, y el no menos penoso de contratar las obras, ya que su importancia, impopularidad y complejidad asustan a muchos de los contratistas españoles de la época, hasta tal punto que quedan desiertos varios de los concursos que el Ayuntamiento de Madrid convoca para realizarla, es definitivamente el contratista francés Martín Albert Silver el que gana la última convocatoria y se firma el contrato de ejecución de obras en 1909, por veintinueve millones de pesetas, cantidad entonces astronómica.

El proyecto se divide en tres partes, la que va desde el cruce con la Calle de Alcalá hasta la Calle de la Montera-Red de San Luis (denominada tramo B), que es el primer tramo que se acomete, la que va desde la Calle de la Montera-Red de San Luis hasta la Plaza de Callao (denominada bulevar), siguiente tramo, y la que va desde la Plaza de Callao hasta el encuentro con la Plaza de España (denominada tramo A), que es la última que se ejecuta.

Los tramos primero y último, que son en pendiente, se diseñan con 25 metros de ancho, el tramo central, que es llano, tendrá 35 metros de ancho, ya que inicialmente se piensa hacer con un bulevar central ajardinado, hecho que ante el incremento imparable del tráfico rodado por la Gran Vía, desde su inauguración, se abandona, dejando que ocupe también toda la calzada.

Es el 4 de Abril de 1910 cuando en la Calle de Alcalá el Rey Alfonso XIII da el primer piquetazo a la fachada de la Casa del Cura, aneja a la Iglesia de San José, acompañado por la Familia Real, el Alcalde de Madrid José Francos Rodríguez y el Presidente del Gobierno José Canalejas, así como numerosos notables de la ciudad, diplomáticos, otras autoridades y muchos ciudadanos, lo que da idea de la importancia del proyecto y de lo que representaba para Madrid.

Serían ingentes las demoliciones que seguirían a la que aquel piquetazo había iniciado, hasta abrir una Gran Vía en el centro de la ciudad, que comunicaría los nuevos barrios de Salamanca y Argüelles, y que sería el escaparate de todo lo mejor que los madrileños podían ofrecer a residentes y visitantes.

Otras obras que se realizaban en Madrid en la época iban en la misma línea. Se inauguraría también ese año de 1910 el Hotel Ritz y posteriormente el Hotel Palace en 1912, ambos en la Plaza de Neptuno, Hoteles de una categoría y servicios como no había ninguno en la época, se estaban acometiendo las obras del Metro de Madrid, nuevas estaciones de ferrocarril etc., y en definitiva por fin la capital estaba entrando en la modernidad.

El tramo B se desarrolló entre 1910 y 1916, un tiempo récord dada la complejidad de la obra. Simultáneamente a la urbanización de la Vía, con nuevas instalaciones urbanas, se estaban edificando edificios a ambos lados de la misma, de forma que cuando estuvo terminado lo fue tanto desde el aspecto urbanístico como edificatorio.

Las edificaciones de este tramo responden aún a un estilo novecentista digamos parisino, en él se implantaron varias empresas, hoteles y centros de reunión de los más representativos en la España de la época, con edificios como el de la Unión y el Fénix Español, el Hotel Roma o las oficinas de Previsores del Porvenir, el Casino Militar o la Gran Peña.

Las obras del segundo tramo dieron comienzo en 1917 y duraron prácticamente hasta el comienzo de la Guerra Civil en 1936, si bien en sus comienzos la neutralidad española en la Primera Guerra Mundial (1914-1918) le permitió desarrollarse con holgura, dada la opulencia económica que esa neutralidad representó para España, sin embargo los avatares políticos y sociales de los años 20 repercutirían en las obras, con los cambios de Monarquía a República en 1930 y el pronunciamiento militar de 1936 en contra de esta última, que hizo que la guerra apareciera también en la Gran Vía.

No obstante éste es el tramo que encarna en sus edificaciones de modo más claro la idea que la Gran Vía representa, se materializan en él rascacielos dignos del estilo racionalista de Nueva York o Chicago, como el Edificio Telefónica o el Palacio de la Prensa, se abren grandes almacenes como el de la Sociedad Española de Precios Únicos (SEPU), cadenas de radio como la Sociedad Española de Radiodifusión (SER), bares americanos, comercios, cafés elegantes y muchos grandes cines, en definitiva se plasma en la realidad ese gran escaparate que Madrid quiere ofrecer al mundo como ciudad moderna que era.

El tercer tramo da comienzo en 1925, cuando aún estaba en desarrollo el segundo, y aunque la Guerra Civil por supuesto afecta a las obras, sus hoteles y restaurantes acogen a los cronistas que como Hemingway vienen a España a vivir y relatar los tristes acontecimientos, él sería quien definiría a la Gran Vía como una mezcla de Broadway y la Quinta Avenida de Nueva York.

Desde el final de la Guerra Civil en 1939 y a pesar de las dificultades económicas por las que España tuvo que pasar en una durísima posguerra, siempre estuvo claro que había que terminar la Gran Vía y así siguió construyéndose con edificios en un estilo definitivamente moderno, como el racionalista Edificio Capitol en la misma esquina de la Plaza de Callao o el Edificio Coliseum ya llegando a la Plaza de España, y se remató en los años 50 con dos grandes rascacielos como son el Edificio España y la Torre de Madrid, en la misma Plaza.

Con el desarrollismo de los años 60 comenzó un cierto declive de esta magna obra, ya que a pesar de que se habían instalado en sus proximidades los dos Grandes Almacenes más importantes de Madrid: El Corte Inglés y Galerías Preciados, y aunque sus cines y cafeterías todavía conservaban gran atractivo, fueron otras calles de la ciudad las que se pusieron de moda para el comercio de lujo, como la Calle de Serrano o la de Velázquez, ambas en el Barrio de Salamanca.

Y poco a poco comenzó una decadencia que llegaría hasta los años 80, en que por contraste es cuando por fin se llamó de verdad y oficialmente “Gran Vía”, siendo Alcalde de Madrid Enrique Tierno Galván, pues todos los diferentes Gobiernos y Regímenes que se sucedieron durante su larga historia habían aprovechado su imagen para honrar a los héroes de uno u otro bando con diferentes denominaciones, aunque el pueblo siempre la había llamado así.

A partir de esa fecha comienza otra lenta revitalización de la Gran Vía, que sigue siendo una arteria fundamental para Madrid, se restauran muchos edificios, y los antiguos cines se reconvierten en Teatros Musicales o Centros Comerciales, de forma que podemos decir que ha llegado a nuestros días viviendo una nueva juventud, manteniendo su señorío y su atractivo, pero adaptada a los nuevos usos, o a los de siempre actualizados.

La Gran Vía es el gran proyecto de transformación urbana del centro de Madrid en el Siglo XX, representa como ninguna otra obra la voluntad de la sociedad madrileña, y de sus dirigentes, de convertir una zona insalubre, abigarrada y carente de interés, en un espacio de la mayor dignidad que mejora toda la ciudad, algo que coloca a Madrid en consonancia con otras grandes capitales del mundo, que la moderniza y que aún hoy en día continúa siendo un legado imperecedero, tras más de 100 años, que acoge a todos los madrileños y a nuestros visitantes de todo el mundo.

Miguel Ángel Álvarez

Concentración de arquitectos en Madrid

30 de octubre de 2013

Arquitectos de toda España nos hemos concentrado esta mañana en los Jardines del Museo del Prado para protestar contra la Ley de Servicios Profesionales que se está perpetrando.

Presididos por el Presidente del Consejo Superior de Colegios de Arquitectos y el Decano del COAM, hemos suscrito una declaración de rechazo al texto que está preparando el Gobierno. Además hemos aportado nuestros DIN A-5 con mensajes al mismo en este momento tan difícil (por si no fuera ya suficientemente difícil para nosotros la crisis económica).

Concentración de arquitectos

La Musa de la ARQUITECTURA que se encuentra en la fachada del Museo, que proyectó y dirigió el gran arquitecto Juan de Villanueva para un monarca ilustrado y culto como fue Carlos III, miraba con incredulidad la escena.

Ella no podía comprender cómo tantos siglos después de lo mucho que costó reglamentar los estudios y el ejercicio profesional de la arquitectura en España, podría venir un Gobierno ignorante y carente de sensibilidad, a tirar por tierra la tradición de la arquitectura española, partiendo de la increíble base de que la arquitectura es una cuestión meramente económica…

Madrid-20131030-00116

Sí señores del Gobierno, aunque Uds. nunca hayan reparado en ella, allí está la ARQUITECTURA junto a otras Bellas Artes desde los tiempos de Carlos III.

Supongo que si aprueban el desatino en el que están pensando, tendrán al menos la dignidad de retirarla, para que como símbolo podamos los arquitectos españoles enterrarla dignamente, y con ella todas nuestras ilusiones por una profesión a la que amamos, y nuestra fe en unos políticos que no están a su altura.

Madrid-20131030-00117

Miguel Ángel Álvarez

NO a la Ley de Servicios Profesionales

28 de octubre de 2013

Nuestro Gobierno está fraguando una Ley de Servicios Profesionales que es el mayor atentado que se pudiera cometer contra la arquitectura española en toda su historia.

Si un Gobierno no entiende que la arquitectura es una materia que requiere una formación específica, que un arquitecto es un profesional que se hace con la experiencia y la formación continuadas, que nuestro trabajo solo puede ser realizado por quien tiene esos conocimientos y adquiere con su ejercicio profesional esa experiencia, es que este Gobierno carece de la más mínima sensibilidad.

Pero aún visto desde su prisma, que parece ser que la continua y permanente bajada de pantalones frente a los “mercados” y la permanente, infinita e inacabable apelación a la competencia en precio, es la única política posible, es poco inteligente destruir un capital intelectual, técnico y artístico como el que representamos los arquitectos en España.

Nuestra profesión es de las más castigadas por la crisis, estamos viviendo momentos casi de anulación profesional, precisamente por la vía economicista antes comentada, pero equiparar a otras profesiones con la nuestra a efectos de competencias profesionales, sin duda representaría la puntilla más sangrante que se nos podría dar como colectivo y las consecuencias las pagaría toda la sociedad española.

Esperemos que no se consume este desatino, pero de momento vamos a salir a la calle todos los arquitectos de España, para que la sociedad sepa que estamos en contra de la Ley de Servicios Profesionales tal y como la perpetra el Gobierno, y precisamente porque esa es la mejor manera de tener sentido social y de integración con nuestros conciudadanos.

El próximo miércoles día 30 a las 12,00 horas ante el Museo del Prado de Madrid nos veremos y aportaremos nuestros A-5 como reivindicación de nuestra posición. Yo ya voy aportando el mío

Miguel Ángel Álvarez

A-5 por la arquitectura

A-5 por la arquitectura

Brasil necesita Project Management

9 de octubre de 2013

Históricamente España y Portugal han entrelazado su historia, la vecindad geográfica y los múltiples emparejamientos de la realeza en el pasado, un común afán por descubrir el Nuevo Mundo, una comunidad de creencias religiosas, dos lenguas que se parecen tanto, que los españoles hasta somos capaces de chapurrear hablando “portuñol” en nuestros viajes, y tantas otras cosas, hacen que tengamos muchas coincidencias con nuestros queridos vecinos portugueses.

Parece que esta identidad, se extiende más allá de nuestra fronteras. Cuando en virtud del Tratado de Tordesillas, América del Sur quedó dividida en dos partes: La española y la portuguesa, esa tradicional influencia mutua tomó carta de naturaleza entre Brasil y los países hispanos de aquel Continente, y es así que cuando viajamos al gran país carioca, nos encontramos tan a gusto como en otros de nuestra cultura.

Esto, que tiene mucho de positivo para nuestras dos comunidades, se torna muy malo cuando se trata de aplicar a un proyecto la cultura del Management, porque tanto españoles como portugueses no queremos entender, que es necesario aplicarla con profesionalidad para alcanzar los objetivos de: Precio, plazo y calidad de un proyecto.

En este momento, estoy observando un gran ejemplo de lo que digo, en los eventos que se van a celebrar en Brasil los próximos años: La Copa del Mundo de Fútbol 2014 y la Olimpíada de Río 2016.

El próximo verano, los aficionados al fútbol tenemos la gran cita de cada cuatro años, los españoles tenemos además el aliciente de que nuestra Selección Nacional: “La Roja” defiende su título mundial.

Como, por encima de mi afición al fútbol, soy profesional y aficionado, ambas cosas a la vez, de la arquitectura y del Project & Construction Management (siempre he dicho que me gustan tanto que son a la vez mi profesión y mi hobby), me interesa seguir cómo va la construcción de estadios de fútbol para el evento, y puedo decir que en lo que me he informado, va fatal.

Las obras están muy atrasadas, y como están tan atrasadas, se están aplicando jornadas intensivas de trabajo para intentar llegar a tiempo. Esto, aparte de que está superando lo admisible en materia de legislación laboral, está redundando en un incremento de coste enorme en todas las obras. Como consecuencia, se están recortando, o lisa y llanamente abandonando, infraestructuras de transportes y de servicios, que era lo único que a los ciudadanos brasileños podía compensarles el incremento de impuestos, que organizar estos eventos les ha conllevado.

Así las cosas, no me extraña que un día sí y otro también, veamos en los informativos de la televisión enormes masas humanas protestando en las ciudades brasileñas. Ya veremos cómo se va a controlar toda esta indignación cuando lleguen el Mundial y la Olimpiada.

Cuando se adjudicaron a Brasil los encargos de organizar ambos eventos, había tiempo suficiente para fijar el alcance de los proyectos, planificar, hacer gestión de riesgos, gestión de los interesados, gestión documental, controlar el desarrollo, implementando acciones correctoras si fuera necesario, integrar la gestión directiva de todo el proceso etc. etc. Todo esto es: Project Management, que aplicado a la construcción adquiere el apellido de: Construction Management.

Pero en lugar de esto, los políticos brasileños dedicaron más tiempo a decidir qué se iba a hacer, dónde, cómo, quién lo iba a hacer, y a lo mejor a otras materias inconfesables relacionadas con una inversión tan enorme, y cuando se pusieron manos a la obra, ya era tarde. Algo parecido, creo yo, a lo que hubieran hecho los nuestros, si nos hubieran adjudicado la Olimpiada de Madrid 2020 (ahora que lo pienso, a lo mejor por eso no nos la dieron)

Al menos espero, que aplicando ahora el Management (más vale tarde que nunca), sean capaces de extraer lecciones aprendidas de los fallos del Mundial de Fútbol y por lo menos lleguen a tiempo a la Olimpiada.

Miguel Ángel Álvarez

Protestas por el Mundial y la Olimpiada

Protestas por el Mundial y la Olimpiada